Páginas

Mostrando entradas con la etiqueta halcones. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta halcones. Mostrar todas las entradas

martes, 16 de junio de 2015

El Cernícalo Común

El cernícalo común (Falco tinnunculus) tiene un nombre muy apropiado pues es una de las rapaces más comunes del planeta. También es una de las más pequeñas: mide unos 34 centímetros de largo (como una paloma), alcanza los 80 centímetros de envergadura y pesa 200 gramos de media. El color del plumaje varía mucho entre ambos sexos: el macho, más vistoso (aparte de ser más pequeño, como es habitual), presenta la cabeza de color gris ceniza, con dos bigoteras negras bajo los ojos, las partes superiores de color castaño y las inferiores amarillentas, con manchas negras tanto por el dorso como por el vientre; la cola, también gris ceniza, termina en una banda blanquinegra. La hembra, en cambio, presenta la cabeza, las partes superiores y la cola de color pardo y con listas oscuras. Los inmaduros tienen un colorido muy similar al de la hembra. Todos los cernícalos tienen en común el color de las patas y el de los ojos: amarillas las primeras y pardos los segundos. Las garras presentan dedos cortos y fuertes, lo que sugiere (y así es, en verdad) que prefiere cazar roedores e insectos, antes que pájaros (a diferencia del gavilán, por ejemplo).

Cernícalo común hembra
Cernícalo común hembra. Foto de Francisco Welter Schultes

Cernícalo común macho
Cernícalo común macho. Foto de Francisco Welter Schultes


sábado, 30 de mayo de 2015

El Halcón Gerifalte

El robusto y hermoso halcón gerifalte (Falco rusticolus) es el mayor halcón del mundo. La hembra mide 65 centímetros de longitud corporal máxima, un metro y sesenta centímetros de envergadura, y pesa (de media) 1,7 kilos, llegando a superar los 2 kilos; mientras que el macho tiene un peso medio de poco más de 1 kilo, mide 60 centímetros como máximo del pico a la punta de la cola y 1,30 metros de envergadura alar.

Según  la zona, existen dos fases en la coloración del plumaje: una fase oscura y otra clara. En la fase oscura los ejemplares adultos presentan las partes superiores de color gris y las inferiores blancas con manchas oscuras, presentando asimismo un par de bigoteras oscuras. Esta fase lo hace más similar a su pariente el halcón peregrino (falco peregrinus), sólo que más grande, aparte de que el gerifalte tiene una mancha más clara en la nuca y en la coronilla, y presenta (en proporción) las alas más cortas y la cola más larga. Hay ejemplares tan oscuros, sin embargo, que parecen casi negros. En la fase clara, en cambio, el plumaje es de un hermoso color blanco uniforme (especialmente los ejemplares de Groenlandia), salvo por unas pocas manchas negras. En cualquier caso el color del iris es pardo y las patas amarillas. Los jóvenes son como los adultos pero más deslucidos, con la cera verde azulada en vez de amarilla (como sucede en los adultos).

Halcón gerifalte (hembra)
Halcón gerifalte (falco rusticolus). Foto de Konrad Wothe


miércoles, 23 de abril de 2014

El Alcotán, as de la velocidad

El alcotán, de nombre científico Falco subbuteo, es un pariente cercano del halcón peregrino (Falco peregrinus), y al igual que él es un maestro de la velocidad. Es, sin embargo, más pequeño: mide de 28 a 35 centímetros de longitud, menor que una paloma, y de 69 a 84 centímetros de envergadura alar. Los alcotanes poseen alas tan largas que al plegarlas cuando se posan llegan a sobrepasar la cola, más corta proporcionalmente; esta es la razón de que no puedan hacer giros muy cerrados en el aire y que se valgan exclusivamente de la velocidad para la caza. Por decirlo de alguna manera, es un halcón "avencejado", pues los vencejos también poseen alas largas y colas cortas (aunque en este caso es más exagerado). 

Alcotán
Alcotán (Falco subbuteo). Foto de Hans Glader
Las partes superiores son de color pizarra oscuro o gris oscuro, mientras que las inferiores son claras con pequeñas manchas oscuras que forman trazos verticales; llaman la atención las plumas naranjas o rojizas de la parte superior de las patas, que recuerdan a una especie de "calzas"; la base de la cola es de este mismo color. Las garras son de dedos largos y están rematadas por unas afiladas y alargadas uñas: son garras hechas para atrapar pájaros. El ganchudo pico es negro, con la cera amarilla o azulada. Al igual que en otros halcones, pueden verse en su cara un par de "bigoteras" negras, y sus ojos son también oscuros, grandes y redondos. Los inmaduros presentan las partes superiores de color marrón grisáceo, y en las partes inferiores carecen del color rojizo de los adultos. 

domingo, 13 de abril de 2014

Halcones

Los halcones y cernícalos pertenecen a un orden distinto de los accipitriformes, los falconiformes. Ambos órdenes constituyen lo que conocemos como rapaces diurnas, para distinguirlas de las strigiformes (las rapaces nocturnas, como los búhos, lechuzas, cárabos, etc.) Los falconiformes son en general aves esculpidas por la velocidad: son pequeñas, compactas, de alas estrechas y largas colas, que pueden llegar a alcanzar velocidades realmente fulgurantes. De hecho, el halcón peregrino (Falco peregrinus) es el animal más rápido de la Tierra, llegando a superar los 300 kilómetros por hora cuando desciende en picado. Incluso sus fosas nasales están adaptadas a la velocidad, permitiéndoles respirar en tales picados. Normalmente cazan aves pequeñas, a las que dan muerte con sus ganchudos picos y sus estrechas y afiladas garras. Los cernícalos, también falconiformes, suelen cazar de modo diferente, cerniéndose sobre el suelo para distinguir a los roedores e insectos de los que se alimentan; un claro ejemplo de cernícalo es el cernícalo común (Falco tinnunculus), una especie muy abundante incluso en las ciudades. El mayor de los halcones es el halcón gerifalte (Falco rusticolus), un ave de bello aspecto, a menudo blanca (a veces completamente blanca) que alcanza y supera los 60 centímetros de largo y que habita en las regiones frías, aunque en invierno migra hacia el sur.

Existe otro grupo de falconiformes: los caracarás, aves propias del continente americano y especialmente de Sudamérica. Estas aves tienen un aspecto bastante distinto a las especies del género Falco, y se parecen más a ratoneros que a los halcones propiamente dichos. Son menos veloces y también menos cazadores, pues muchas veces se les ve alimentándose de carroña, persiguiendo a otras rapaces para arrebatarles las presas o incluso asumiendo una dieta omnívora.

A día de hoy, en este blog encontrarás las siguiente especies de halcones:

Halcón peregrino (Falco peregrinus)
Alcotán (Falco subbuteo)
Halcón gerifalte (Falco rusticolus)
Cernícalo común (Falco tinnunculus)

domingo, 23 de marzo de 2014

El Halcón Peregrino

El halcón peregrino (Falco peregrinus) es no sólo el ave más rápida del mundo, sino también el ser vivo más rápido, pues alcanza velocidades que superan los 300 km/hora durante sus temibles picados. Resulta sorprendente, más en un ave tan pequeña, que no supera los 51 centímetros de largo. En realidad, todo su cuerpo está diseñado para la velocidad: sus alas afiladas y estrechas poseen plumas más duras y menos flexibles que otras rapaces y su cola es corta, todo ello en ayuda de su forma aerodinámica y compacta; además, sus fosas nasales son especiales, pues poseen un "tubérculo" que aflora de su interior para "romper" el aire a elevadas velocidades, ayudando así al animal a respirar. Sus garras afiladas, de dedos muy largos, son típicas de un cazador de pájaros. El nombre de "peregrino" le viene por su carácter parcialmente migrador: los ejemplares nórdicos migran cada año hacia el sur, en busca de tierras más benignas durante el invierno.

Halcón Peregrino Adulto
Halcón peregrino adulto, mostrando su tipica coloración gris pizarra oscura